Sobre aquel viaje…

Recordarás que en 2015, antes de que una vez más a este blog se lo llevara el olvido (o más bien la cotidianidad), hablaba sobre el viaje que hice para despedirme de mi hermano. Sin embargo, como empezaba explicar, el viaje sirvió también para despedirme de ti, papá.

Pasé la mayor parte de mi infancia y pubertad sin verte, pero en 1999, a los 12 años, me surgió aquella inquietud que tanto se ha explotado en hollywood: quise conocer a mi padre. En realidad, si hemos de ser completamente honestos, aunque si me interesaba conocer mi origen, no siento haber necesitado una figura paterna como tal. Lo que realmente despertó mi curiosidad fue la necesidad de buscar una alternativa a la situación familiar que se vivía con mi madre en aquella época. Fue la necesidad de escapar de ahí, ya que el barco se iba a pique. Quizás admitir eso me haga parecer una persona calculadora (aún a esa edad), pero nunca lo he escondido. Mi salida de San Luis Potosí se dio casi inmediatamente, un año después.

Seguir leyendo “Sobre aquel viaje…”


At the start of every year…

Reinventarse cada año es un propósito común entre nosotros los humanos, ¿no lo creen?. En mi caso, ese trillado dicho ha sido involuntariamente un aspecto definitorio de la vida. Tengo más “vidas pasadas” en esta vida de las que me gustaría.

Pero aquí estamos otra vez, con una actualización al sitio que llevaba procesando desde hace 5 meses: “Hello!! Save Data”, rehecho, ahora con menú (también en móviles), iconitos y otras chunches. La mayoría de los cambios son un regalo a mi mismo, ya que se supone facilitarán la administración del sitio. A ver si así ya nos ponemos a escribir más seguido, ¿no?.

Vienen grandes cosas, entre ellas el lanzamiento de “Astro Web” y mi lucha por sobrevivir en el mundo del freelanceo al 100%. Por lo pronto, les dejo una canción de Porcupine Tree que me sirve para recordar todas esas vidas y almas pasadas:

I woke up and I had a big idea
To buy a new soul at the start of every year
I paid up and it cost me pretty dear
Here’s a hymn to those that disappear.


The Old and The Brand New

Hacer el viaje para despedirme de ti y recordar todo aquello que nadie más que tú podía compartir conmigo, no fue nada fácil. Quizás está de más decirlo, pero creo que ya a todo mundo he tenido que aclararle que viajé por deber, no por placer. Era un deber para conmigo mismo más que para contigo, eso sí.

No puedo decir que ya te dejé atrás al deshacerme de tus restos, eso nunca sucederá. Simplemente fue lo que necesitaba hacer para tener mi consciencia tranquila respecto a tus restos físicos, y fue para corroborar con mis propios ojos nuevamente que esa vida de hace tantos años sí existió. Además, sirvió el tener a Monserrat de mi compañera y testigo, para tratar de poner orden a todos esos recuerdos y así poder mostrar a alguien más los lugares donde sucedieron.

Y es gracias a ella también que no todo fue un viaje por el baúl de los recuerdos. Se trató de hacer nuevos recuerdos, visitar lugares inexplorados y viajar a los ya conocidos de manera diferente…

Seguir leyendo “The Old and The Brand New”


Hey brother…

Hey brother, happy returns, it’s been a while now
I bet you thought that I was dead
But I’m still here, nothing’s changed,
nothing’s changed…

Tardé mucho en escribirte. Y no lo digo sólo porque estamos a año y medio de tu partida. Me hubiera gustado hacerlo antes, mucho antes. Pero bueno, en mi defensa, sí lo hice. Por aquella época en la que estuvimos a unos 400 kilómetros de distancia y ambos soñábamos con una mejor vida.

Seguir leyendo “Hey brother…”


Hola!! Mundo

Contrario a lo que pueden pensar, éste no es un post de prueba.

Se trata de un post acerca de posts. Un post acerca de los posts en un blog, que a su vez es acerca de mi. ¿Ya están confundidos? Bien, eso es señal de que vamos bien.

Escribir posts para un blog (léase: ‘bloggear’) puede que resulte un concepto un tanto arcaico en estas épocas de feisbuqueros y tuiteros, pero basta con darse una vuelta por las comunidades un poco más especializadas del Internet para descubrir que hay un mundo allá afuera, repleto de blogs que funcionan, satisfaciendo necesidades de todos tipos. Así es como idealmente, debería funcionar la web, ¿no creen?. Con el objetivo principal de solucionar necesidades de la gente. Lo demás, lo secundario, es pura banalidad.

Este sitio pretende solucionar las necesidades de una persona: yo. ¿Que cuáles son esas necesidades? Nada muy complicado:

Seguir leyendo “Hola!! Mundo”